Web Summit 2018: Mi experiencia

By noviembre 28, 2018Tecnologías, Web
Web Summit en Lisboa 2017

Web Summit 2018 en dos palabras: caótico y maravilloso.

Como os conté en la entrada anterior, acudí junto a MonitorizeMe! que además de ser una herramienta de monitorización que uso con mis clientes, es una startup con la que trabajo cuando surge la oportunidad. Normalmente con ellos me dedico a mi faceta de project manager y disfruto enormemente.

MonitorizeMe! fue admitida en el programa Alpha Startup y así pudimos conocer desde dentro todo lo que se vive en la conferencia.

El evento duró tres días, del 5/11 al 8/11 pero las conferencias se centraban entre el 6/11 y el 8/11. El último día, estuvimos en la propia exposición. Desde las 7:30 de la mañana hasta las 17:00 los currantes de Enric y Joaquin estuvieron al pie del cañón mostrando la herramienta a todos los asistentes que se mostraban interesado en la misma. Y tengo que decir que se hicieron muchos contactos con los que surgirán seguro negocios o alguna sinergia interesante.

WebSummit2018-logo

La experiencia del Web Summit 2018

Como experiencia, os puedo asegurar que el Web Summit 2018 fue en sus inicios tremendamente caótico.

Hasta que no llegas, no tienes conciencia de la magnitud del evento. Este año asistimos más de 69000 personas. Se aprovechan para la conferencia todos los pabellones de la Expo de Lisboa de 1998 incluyendo el Altice Arena con una capacidad de 20000 personas.

Y sí, todas estamos allí al mismo tiempo. Lo cual implica atascos, despistes y mucho caminar. El primer día mi pulsera de actividad marcó unos maravillosos 10 kilómetros. Sólo en la conferencia, porque me pasé allí todo el día.

Vale, miento un poco, me escapé un ratito por la mañana a ver la Praça do Comercio porque tenía la sensación que sería el único rato que podría ver algo de Lisboa.

Una vez que le pillas el pulso es más fácil centrarte y decidir qué quieres ver. Si puedes. Porque efectivamente al ser tantos es probable que te encuentres el lugar donde se está dando la conferencia lleno y o bien no entras (te lo impiden por seguridad) o bien te toca verlo de pie. Esto me sucedió con dos conferencias en concreto en el “Content Makers” era imposible entrar. Desde las 10 de la mañana estaba completamente lleno. Había gente que llegaba a las 10 sólo para coger sitio.

Las conferencias

Mi primer día, en realidad fue el día 6. No pude llegar a tiempo el día 5 y me hubiera encantado asistir a la conferencia de Tim Berners-Lee. Como veis en la foto siguiente, el Altice Arena estaba a reventar.

Conferencia inicial del Web Summit 2018 – Gracias Patricia Bárcena por la foto

El día 6 teníamos varias cosas que hacer como startup y entre esto y que los pabellones se llenaron, de las 8 conferencias programadas sólo pude ver 4. Aún así fueron bastante interesantes. Sobre todo la de Alexis Ohanian que llevaba por título: Lo que me hubiera gustado que un inversor me hubiera dicho. Varios tips para emprendedores sobre la que merece la pena hacer otra publicación.

El día 7 pude acudir a cinco conferencias, la más impresionante fue la que llevaba por título “Cuánto tardarán los robots en dominar el mundo” siendo sus ponentes Ben Goertzel científico de datos de Hanson Robotics y sus dos criaturas: Han y Sophia. Por si no la conocéis Sophia The Robot es la primera robot con ciudadanía y posiblemente sea el androide de inteligencia artificial más avanzada. Aprende de su alrededor. A la mínima que tiene hace preguntas pero por no repetirme el que nos dejó a todos con la boca abierta fue su hermano Han. Espectacular. Podéis ver el por qué en este post de mi cuenta de Instagram.

Enric Isern y Joaquín Almendro de Monitorizeme exponiendo en el Web Summit 2018

Enric Isern y Joaquín Almendro de MonitorizeMe

El último día como os he comentado por ahí arriba, nos centramos en presentar MonitorizeMe!. Así que fue imposible abandonar el lugar.

Como startup

Cuando vas como startup tienes la oportunidad de conocer a inversores y a mentores. La organización le da el briefing que hay que enviar para darse de alta en el programa, a los inversores asistentes y si les interesa, tienes 15’ para hablar con ellos, ver si estáis en el mismo punto y si todo fluye…

De igual manera, si lo solicitas, la organización te asigna unos minutos con mentores: gente que ha pasado por lo mismo que estás pasando tú, hoy son una empresa consolidada y te pueden echar un cable con alguna situación concreta.

Además, te asignan un espacio, dándote la oportunidad de presentar tu programa o tu herramienta y que está pensado para hacer networking (y ventas, no vamos a negarlo) a lo grande.

 

¿Iré a Lisboa en 2019?

Sin duda si puedo por fechas, sí.

Es difícil transmitir por escrito todo vivido en la conferencia. Grandes partners, competencia, startups súper potentes, grandes ponentes, ordenadores cuánticos y mucha información.

Cualquier persona que ame la tecnología o trabaje en el mundo online tiene que asistir al menos una vez en su vida. Es realmente apasionante estar rodeada de gente que se dedica a lo mismo que tú, que se estremece por las mismas cosas que tú y poder sentirte como en casa. Un mes más tarde, sigo con la sensación de que el año que viene necesito volver a estar allí.

Hay un segundo y tercer posts sobre la Web Summit 2018 esperando a ser publicados. Espero que hayáis leído hasta el final, gracias si es así, y que no os haya aburrido. Al menos no mucho. 😉

Si queréis saber algo más en concreto, ya sabéis que podéis contactar conmigo bien a través de las redes sociales o a través de mi página de contacto en esta misma web.

Leave a Reply

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.

Uso de cookies

Este sitio web utiliza cookies para que usted tenga la mejor experiencia de usuario. Si continúa navegando está dando su consentimiento para la aceptación de las mencionadas cookies y la aceptación de nuestra política de cookies, pinche el enlace para mayor información.plugin cookies

ACEPTAR
Aviso de cookies